Monday, May 26, 2008

Kafka contra la metáfora

En 1921: "Las metáforas son una de las muchas cosas que me hacen desesperar de la escritura. La falta de autonomía de la escritura, su dependencia de la criada que enciende la calefacción, del gato que se calienta junto a la estufia, incluso del pobre viejo que también se calienta. Todas esas son operaciones autónomas, que se rigen por su propia ley, sólo la escritura está desamparada, no habita en sí misma, es broma y desesperación".

12 comments:

Doug said...

Hola Guillermo,

¿Soy yo solo o sin la metáfora la escritura no vale la pena?

salud, d

Guillermo Núñez said...

Hola Doug,

no creo que sólo seas tú.

Espero estés bien.

Doug said...

Pues no me quejo, G.

Es un alivio no ser el único, por otro lado. Aunque no entiendo muy bien por qué don K piensa que la metáfora atenta contra la independencia de la escritura. La metáfora no la entiendo yo solamente como un reflejo de algo sino como pequeño rayo que le da vida a un Frankenstein que no reconoce a su padre. O sea que llegado el momento la criada no es necesaria porque allí ya estará la estufia.

Qué crees tú?


Salud,

Guillermo Núñez said...

Yo creo, Doug, que en la escritura la metáfora es tan necesaria como el concepto y que ambos tienen el mismo peso. Creo que la metáfora es buena cuando designa algo que no había sido nombrado. Y aunque puede haber metáforas bellas y que hacen de una lectura algo entretenido, esta no debería ser su función principal. Y creo que era precisamente esto lo que le molestaba a Kafka: que pareciera que toda metáfora necesitaba de un referente principal. También creo que a Kafka le pesaba que el lenguaje mismo fuera metafórico, coas que a mí no me apura -pues, creo, metáfora y concepto, decía, tienen el mismo peso.
Pero debo decirte: sólo puse la cita porque la estaba leyendo en el baño y me gustó, jeje, la imagen que usaba Kafka y el jueguito de aparentar usar una metáfora cuando en realidad sólo está poniendo el ejemplo de actividades "autónomas" y concretas. No me apura.

Doug said...

Totalmente de acuerdo, Guillermo.
Y perdona por ponerme pesado, jeje.

Por cierto, que NO soy yo el anónimo que ha estado escribiendo boberas desagradbles en tu blog, he estado medio ausente.

Pero tu blog se ha puesto, debo decirlo, muy interesante.

Un saludo,

D

Guillermo Núñez said...

No te apures Doug, no creía que fueras tú. Y tampoco creo que te hayas puesto pesado. Y pura alegría y diversión.

Enrique G de la G said...

A propósito de Kafka: fui a Praga el mes pasado con la idea de encontrármelo, pues me habían prometido que así sería. Y no. En absoluto. A Kafka no se le encuentra ya en Praga. Hay que moverse un poco e ir hasta Kutná Hora. Eso sí que vale la pena.

Mario Gensollen said...

¿Es acaso Doug otro alter ego del buen Memo?

Guillermo Núñez said...

Mario, tú eres mi alter-ego.

David Miklos said...

No se confundan. Una cosa es la falsa Ruth, la panda de anónimos amargados, todos alter egos de Ay, Memo©, y otra cosa es Doug: una persona de verdad, buena persona y buen tipo. Así que saludos, Doug. Saludos, Memo. Saludos a los demás. Yo, como Kafka y como buen salmón, me voy a nadar en medio de la guerra.

Doug said...

Caramba, David. Gracias, hombre. Nadie había hablado tan bien de mí desde que mi mamá declaró que yo era "el chico más guapo de la escuela".

Pero creo que te equivocas, sospecho que Memo me está usando para sus oscuros propósitos. Yo no recuerdo haber escrito el resto de mensajes que aparecen con mi firma en este artículo.

Saludos,

D

Napoleón said...

...

(en camus - mito de sísifo (deberíamos poner los libros como canciones de winamp) viene un capítulo dedicado a kafka y cómo es genial porque su simbolismo no tiene referentes controlados concientemente por el autor)