Thursday, September 28, 2006

No todo es a lo que me dedico, lecciones de Heidegger.

Me acabo de quitar el cinturón. Mi barriga ahora se siente liberada y se expande por encima de la cintura de mi pantalón. Me siento mucho mejor. Pero la cabeza todavía me duele, hace calor y sigo en la oficina. Y aunque me quité el cinturón y ya no experimento ese peso en el abdomen, todavía llevo pantalones demasiado señidos. Sin duda me hacen sentir sexy. Delinean muy bien mi figura --como esos jeans que venden en Samborns. Pero francamente a mí lo sexy me viene dando más o menos igual. Sobretodo si la línea de mis pantalones no puede hacer nada contra mi crónica pérdida de cabello, el dolor de cabeza o la angustia que me provoca el saberme un ser-para-la-muerte. Por lo demás, mi vida es auténtica.

7 comments:

Doctor en conocimiento del mundo said...

"señir" es con "c"; es decir, "ceñir". "Demasiado ceñidos(los pantalones)", sería lo correcto.

tormentas said...

hola memo

timmy!!!!!! said...

what the heck happened to my propaganda ......................................................well

Jack-. said...

Salud por las vidas auténticas.

Adriana Degetau said...

mi querido burgués auténtico, no sé si ceñir vaya con s o con c, ahora lo busco... pero lo que sí sé, es que Sanborns va con ene de naco.

Yarch! said...

¿venden pantalones en Sanborns con "n" de "naco"?

rebeca said...

No, en realidad nAcO es una marca de playeritas, de esas que estampan a personajes Rigo Tovar y el Santo, que "lindo" es el factor ironia verdad?