Saturday, October 13, 2007

El poeta caníbal


Así que anoche estaba platicando sobre Bolaño en el departamento de un amigo mío, de las pocas personas con las que hablo sobre Bolaño en los mismos términos. Bebíamos, yo me comía una sopa Maruchan y esperábamos a que llegaran unos amigos cuando me preguntó si ya había visto esto, que eran los cuentos completos de Antonio Di Benedetto. No, no lo había visto. "Es Sensini", me dijo. Y entonces, comprendí. También, en ese momento llamaron al teléfono. Así que me quedé ahí solo, con el libro de Di Benedetto en las manos, pensando en Bolaño, la literatura y las ansias que tiene la gente por destacar. Al salir del estudio donde este amigo mío guarda sus libros advertí, en un rincón, un montón de Inquilinos pero no como yo los conocía sino en la edición especial que vino de Mérida, que seguro pocos conocen. Me robé algunos. Lo cual es raro, esto de "robarse" una revista con la que uno está tan cerca --pero, entonces, repentinamente, me di cuenta, con ese libro de Di Benedetto en mis manos y esos fanzines en la otra y mi amigo en una llamada telefónica al otro lado y bebiendo, en fin, me acordé, o me di cuenta, de una noticia que había leído poco antes en el periódico y sentí una cosa rara, un punzón. Pero se me pasó pronto.

5 comments:

Adriana Degetau said...

qué buen sello!

Mariana said...

quiero una edición especial. me la mandas en barco?

el otro día estuve con jaime moreno villarreal (asesor cultural en la embajada de méxico en francia). le regalé un inquilino, lo amoooooo. ves? te digo...

Guillermo said...

No me andes namedropeando Marianis.
¡Espero la estés pasando bien!
(Lo de la "edición especial" sólo es un sobre que envuelve el segundo número; está bonito, ¿no? Las hizo el tío Julián).
Abrazos.

Mariana said...

ash, tonto

Frutero said...

Si pararas las antenitas, en casa de tu amigo, cuyos libros crees que te serán heredados, ya habrías dado con Sensini-Di Benedetto. Todo está más cerca de lo que parece. Siempre. Pero no, a anestesiarse con Bolaño. Ash, muchachitos. Coman fruta.